El acetato y un poco de historia. – xylvester
Worldwide Shipping Whatsapp +34 671268782
Cart 0

El acetato y un poco de historia.

Si tenemos que hablar de materiales a la hora de fabricar una montura de calidad, el acetato es sin duda la estrella. Hoy en día, la gran mayoría de las gafas de tendencia -tanto aquellas que están inspiradas en colecciones vintage como las que tienen un diseño más futurista- tienen en común el empleo materiales de de alta calidad, duraderos y ligeros. El acetato cumple al pie de la letra estas tres cualidades.

Desde su descubrimiento a mediados del siglo XIX, el acetato ha tenido varias aplicaciones, todas ellas igual de interesantes. Ha sido la solución perfecta durante años como protector y fijador del negativo fotográfico y cinematográfico, hasta la aparición de la película a base de poliéster en 1980, ha servido como envolvente de alas y otros complementos para la industria aeronáutica y aeroespacial o como soporte de almacenamiento idóneo en forma de cinta magnética para la informática.

Pero a contrario que en las otras, en la fabricación de gafas, el acetato llegó para quedarse. En la actualidad, el acetato es un material de altísima gama, duro y brillante . Al ser incoloro permite fácilmente su tinte, y al mismo tiempo, su especial tono transparente y luminoso aportan un acabado único en la coloración de las gafas. Por si no fuese suficiente, otras bondades de este material es que es hipoalergénico, moldeable-fácil de reparar y extremadamente ligero, lo que, unido a su alta resistencia hacen de él una apuesta segura para fabricantes y usuarios que buscan gafas de calidad.

El acetato es muy resistente, a la hora de graduar tus gafas, se recomienda que la montura sea de acetato.

 

Si le ha gustado el artículo, compártelo o déjenos un comentario. Xylvester

 



Older Post Newer Post


Leave a comment

Please note, comments must be approved before they are published